Esta función monitoriza la obligatoriedad de los vehículos de detenerse ante una señal tipo R-2 STOP. El sistema es capaz de estimar la velocidad a la que el vehículo atraviesa la línea de detención y determinar si la infracción se comete a velocidad, moderada, peligrosa o temeraria, clasificándolas de manera adecuada para poder determinar, mediante análisis estadísticos, las acciones correctoras oportunas.